Narcosubmarinos: hechos en masa, en secreto, en la selva y con el toque del artesano fabricante – Periódico Página100 – Noticias de popayán y el Cauca

Narcosubmarinos: hechos en masa, en secreto, en la selva y con el toque del artesano fabricante

Los narcosubmarinos son una de las opciones usadas por los traficantes de droga para mover su mercancía de forma barata por los océanos

Los submarinos usados para mover la droga por el mar han proliferado en los últimos años y al ser hechos en talleres caseros los hace un transporte barato

La droga también se mueve debajo del mar y en 2019 hubo un aumento de “incidentes” de submarinos relacionados con el tráfico de estupefacientes.

“El 2019 produjo una cosecha abundante de narcosubmarinos y parece que continuará en 2020”, de acuerdo con un reporte del analista de defensa H i Sutton.

Apenas el 24 de agosto, el Cártel Jalisco Nueva Generación recibió un golpe de la autoridad colombiana al decomisarle un narcosubmarino artesanal valuado en USD 1.2 millones que pretendía llevar a Jalisco un cargamento de cocaína valuado en USD 18.6 millones.

Su fabricación es en serie, de manera secreta y en talleres ocultos en las selvas donde los artesanos ponen su toque a cada nave, lo que permite diferenciar quién es el autor, es como su huella digital, comenta Sutton.

Las naves son diseñadas específicamente para ayudar a los cárteles de la droga, en especial sudamericanos, para transportar sus mercancías por los océanos y lograr introducirla principalmente a Estados Unidos.

Se trata de vehículos semisumergibles fabricados con fibra de vidrio que se pueden mover hasta 10 horas entre 5 y 6 metros bajo el agua, describe Raúl Benítez, especialista en seguridad consultado por Infobae México.

Su ligereza, al ser hechos con fibra de vidrio, permite a algunos modelos a moverse como lanchas rápidas pero debajo del agua (Foto: Twitter@Bravosabre)

Su ligereza, al ser hechos con fibra de vidrio, permite a algunos modelos a moverse como lanchas rápidas pero debajo del agua (Foto: Twitter@Bravosabre)

Su capacidad puede llegar hasta las 5 toneladas y ser operados por 2 o 3 tripulantes, quienes viajan con una dotación de alimentos para moverse principalmente entre la oscuridad de la noche y salir a la superficie únicamente para tomar aire fresco, añade Benítez.

“Su fabricación es en talleres caseros”, dice el especialista.

El analista de defensa y especialista en submarinos, H I Sutton, ha realizado una caracterización detallada de los submarinos utilizados por los narcotraficantes.

Tanto Benítez como Sutton coinciden en que los viajes de estas naves provienen principalmente de Colombia, para mover la droga por el Pacífico hacia México y Estados Unidos y por el mar Caribe y el Atlántico hacia Europa.

En Colombia el uso de los narcosubmarinos no es nuevo, por el contrario, comenzó a ser implementado a finales de la década del 90 como forma de transporte de grandes cantidades de droga, en especial por las costa del pacífico, hacia Centroamérica e incluso los Estados Unidos. Aunque en el siglo XXI permanecen como una opción para los narcotraficantes de ese país y sus socios en otras latitudes.

Las embarcaciones viajan con dos o tres tripulantes, se desplazan de noche y solo salen a la superficie para tomar algo de aire (Foto: Twitter@noticias4vision)

Las embarcaciones viajan con dos o tres tripulantes, se desplazan de noche y solo salen a la superficie para tomar algo de aire (Foto: Twitter@noticias4vision)

La taxonomía o caracterización de Sutton muestra semisumergibles con diferentes diseños y capacidades.

Sutton las define como embarcaciones de bajo perfil o LPV por sus siglas en inglés.

¿Por qué son de fibra de vidrio? Su fin es que sean ligeros para poder escapar de los sistemas de detección, de ahí que naveguen a poca profundidad. Viajan como si fuera un cocodrilo, no se sumergen totalmente y ahí una de sus ventajas:

“Eso es suficiente para hacerlos extremadamente difíciles de ver”, considera Sutton.

Y como cocodrilos y caimanes, estos “reptiles de la droga” nacen en masa en la selva colombiana, dice Sutton. Ahí son producidos en serie en talleres artesanales que son considerados secretos.

“Esto significa copias casi idénticas producidas en varios lotes durante años”, añade.

Y aunque parecen iguales a simple vista, estos artesanos de las embarcaciones de la droga ponen su toque.

“Las opciones de diseño sutiles actúan como una huella digital para conectar los incidentes notificados por separado”, explica Sutton.

Los narcosubmarinos son muchas veces imperceptibles por las autoridades al navegar a baja profundidad y sin estar completamente en la superficie (Foto: Twitter@zonacero)

Los narcosubmarinos son muchas veces imperceptibles por las autoridades al navegar a baja profundidad y sin estar completamente en la superficie (Foto: Twitter@zonacero)

Algunos de estos tipos son los siguientes según la taxonomía del autor:

Semisumergibles autopropulsados o los SPSS. Son de los más utilizados en la historia del movimiento de droga por mar.

LPV-OM Embarcación de bajo perfil con motor fueraborda: son más parecidos a lanchas rápidas pero la diferencia es que corren bajo el agua.

LPV-IM Embarcación de perfil bajo con motor interior

Buque de perfil bajo con motor interno, recipiente muy delgado.

Buque completamente sumergible.

Incluye tanto verdaderos submarinos como ‘submarinos de snorkel’ que mantienen un mástil sobre el agua.

Colombia frustra viaje de submarino del CJNG

Un fuerte golpe para el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), organización criminal que dirige Nemesio Oseguera Cervantes, alias “El Mencho”, lo dieron las autoridades de Colombia al decomisar un submarino valuado en 1.2 millones de dólares, con un cargamento de droga que en el mercado ronda los USD 18.6.

El CJNG intentó transportar en un submarino artesanal por el Océano Pacífico más de una tonelada de droga, desde las costas de Tumaco, Nariño, en Colombia; pretendiendo atracar en Careyes, Jalisco en México.

Las autoridades colombianas informaron que la droga fue decomisada al CJNG por elementos de la Policía Antidroga del país sudamericano, mediante un operativo realizado por la Dirección Antinarcóticos de la Policía Nacional en conjunto con la Armada de Colombia.

“Este dispositivo tenía un sistema de navegación satelital que le permitiría llegar a Costa Careyes, estado mexicano, a inicios de septiembre”, dieron a conocer.

El submarino logró interceptar, según informaron autoridades colombianas, mediantes inspecciones que permitieron establecer que la embarcación transportaba un total de 1.055 kilos de droga, con cualidades propias de la cocaína, con un valor de aproximadamente 18.6 millones de dólares en México.

En el operativo además se detuvieron a tres ocupantes, miembros de una disidencia de las FARC a la que las autoridades acusan de homicidios colectivos y desplazamientos forzados en la región fronteriza con Ecuador.

De acuerdo con información proporcionada la droga decomisada pertenecía presuntamente al Grupo Armado Organización Residual (GAOR) E-30 (colombiano) que tenían el objetivo de llevar el cargamento a integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación.

Fuente/ Source: www.infobae.com

Por/ By: infobae

Foto/ Photo: Twitter@yelvergomez

PAGINA 100 POPAYAN COLOMBIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
1
Accede al grupo de WhatsApp Noticias grupo1 👇

Accede al grupo de WhatsApp Noticias grupo2 👇
A %d blogueros les gusta esto: